Sobre la cuerda floja

Nunca el camino fue recto ni fácil. Solo el alambre y las estrellas nos guían entre la bruma y la noche. Pero allá a lo lejos, una luz espera. Aunque a regañadientes, el pie reacciona y sigue al otro. Trompicones, topetazos y decapitamientos: la Ortopedia avanza…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s