¡Gracias, Cuenca!

Como en la famosa tonadilla, agradecidos. Dos bonitas funciones el pasado 9 de noviembre en la iglesia de San Andrés de Cuenca, bello lugar en pleno corazón de la ciudad. A pesar de la gravedad que todo recinto sagrado impone, el niño lobo campó a sus anchas por el escenario, seduciendo una vez más a niños y no tan niños. ¡Ah, Cuenca! Buena gente, buena comida y buen ambiente titiritero. ¡Un absoluto lujo!

Más que agradecidos por su hospitalidad a Ángel y a Fernando, almas de esta iniciativa que esperemos dure largos años. ¡Volveremos!

En Cuenca

En los aledaños de la iglesia, momentos antes de la primera función.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s